Cigarra, de Shaun Tan: una meditación en imágenes sobre el sentido de la pertenencia y el acoso

En su último álbum ilustrado el aclamado ilustrador, escritor y cineasta australiano Shaun Tan explora la compleja situación de los trabajadores migrantes y del acoso laboral a través de la voz de un insecto que se afana a su trabajo, despreciado y sin ningún tipo de reconocimiento, junto a un grupo de humanos en un bloque gris de oficinas a lo largo de diecisiete años.

El autor, galardonado por libros como Los conejos, El árbol rojo o Emigrantes y ganador de un Oscar por el cortometraje La cosa perdida, nos revela algunos de los secretos del proceso de creación de esta dura pero humorística historia a través de los bocetos y las esculturas articulables que permitieron que Cigarra echase a volar.

Cigarra, Shaun Tan

Cigarra es la historia de un insecto que trabaja en una oficina estéril, rodeado de compañeros hostiles y que es despreciado en su labor. Mediante ilustraciones sombrías y textos escuetos, Tan examina el acoso laboral creando una historia para “cualquiera que alguna vez se haya sentido poco apreciado, ignorado o sobrecargado de trabajo”.

En su adolescencia en Perth, Shaun Tan comenzó a ilustrar historias de ciencia ficción y terror para revistas independientes. Hoy Tan cuenta con varios libros ilustrados galardonados que son a la vez distópicos e inspiradores, surrealistas y aleccionadores, y en los que aborda con habilidad complejos temas sociales, políticos e históricos.

Cigarra, shaun Tan

“Pertenecer” es un tema recurrente en la obra de Tan. En Cigarra, el protagonista es un empleado que se ocupa de introducir datos de forma incansable durante diecisiete años en una oficina repleta de humanos que nunca lo aceptan. “Muchas de mis historias son sobre animales que invaden espacios humanos” explica Tan. “Creo que nos sirven como una especie de espejo distorsionado para vernos a nosotros mismos, haciéndonos salir del egocentrismo narcisista en el que está inmersa nuestra especie”.

Cigarra, Shaun Tan

Tan confiesa que el personaje de la cigarra le recuerda a su propio padre, Bing, quien se mudó a Australia desde Malasia para estudiar cuando tenía poco más de veinte años. “Era muy trabajador, pero su inglés era pobre. Trabajó como arquitecto en diferentes oficinas a lo largo de su vida y a menudo tengo la impresión de que sus conocimientos no fueron valorados en varios de estos lugares”.

Cigarra, Shaun Tan

Con la creación del personaje de la cigarra, Tan que se sintió obligado a mostrar “los detalles ignorados de la vida cotidiana, casi a intentar reparar ciertos desequilibrios en la forma en la que vemos las cosas. A confrontar esos puntos de vista del mundo que pueden ser bastante destructivos a pesar de que suelen ser dominantes y aceptados”.

Cigarra, Shaun Tan

Esta ilustración muestra un boceto de personaje epónimo de la cigarra. Tan explica que quería “centrar su atención en aquellos que son más silenciosos y suelen pasar desapercibidos. Un tipo de personas que nos rodean a diario y que podrían llegar a ser ignoradas. Personas que incluso llegan a sentirse intimidadas o son despedidas”.

Bocetos, Cigarra Shaun Tan

Tan fabricó maquetas de los personajes y las escenas, que posteriormente pintó. Esta es un primer modelo del protagonista.

maqueta Cigarra, Shaun Tan

La cigarra adquirió su forma final de insecto con esta escultura de arcilla creada por el artista.
Bocetos, Cigarra, Shaun Tan

Una maqueta (izquierda) e ilustración (derecha) del personaje central del libro que vive “entre paredes de oficina”. Tan describe el proceso de creación así: “Hice una escultura del personaje de la cigarra con extremidades articulables, muy parecida a una figura de acción, y construí escenarios de oficina sencillos en papel y cartón. Esto me permitía organizar y alumbrar los elementos sobre una mesa, fotografiarlos y usar las imágenes resultantes como bocetos para estructurar la historia y como referencia para las imágenes definitivas. Las ilustraciones finales son, en algunos casos, casi idénticas a las fotografías”.

Bocetos, Cigarra, Shaun Tan

El storyboard de Cigarra. Tan dice que inicialmente el libro fue mucho más extenso, pero lo redujo para generar “misterio”, dando como resultado lo que él reconoce que es el libro “más puro” de toda su creación.
Bocetos Cigarra Shaun Tan

Estas ilustraciones muestran los bocetos iniciales de Tan para la portada de Cigarra. “Me gusta pensar que al terminar de leer el libro, cada lector tiene su propia interpretación. Que la historia y el personaje les recuerdan diferentes aspectos de ellos mismos y de otras personas que podrían conocer”, reflexiona Tan. “Creo que es importante que ante cualquier obra de arte, ya sea una historia, una pintura, una obra de teatro o una película, nos quedemos con algunas preguntas”.

Bocetos Cigarra, Shaun Tan

The guardian